Historia LGTB

La escandalosa vida del principe Luis Fernando de Orleans

El príncipe Luis Fernando de Orleans tuvo una vida escandalosa pero no por ser gay. Este peculiar personaje nunca se detuvo ante nada. Entre los relatos que hay del príncipe, existen muchos que dejan a varios con la boca abierta. En este artículo te vamos a narrar un poco de su historia.

Luis Fernando de Orleans y Borbón fue infante de España y príncipe de Orleans. Él fue hijo menor de Antonio de Orleans y la infanta Eulalia; asimismo, fue nieto de la reina Isabel II de España. El príncipe de abolengo fue enviado a Inglaterra para ser educado. Debido al divorcio de sus padres, Luis Fernando se distanció de ellos.

La juventud del príncipe fue relativamente tranquila. Y ya en la edad adulta, Luis Fernando de Orleans y Borbón se marchó a Francia para establecerse ahí, en parte para no sufrir en su tierra el rechazo de sus parientes por ser homosexual.

Los escándalos de Luis Fernando
Los primeros capítulos negros en la vida del príncipe no tardaron mucho en llegar. Aunque uno de los motivos de vivir en Francia era convertirse en actor, Luis Fernando dejó de lado esto para dedicarse a vivir una vida llena de fiestas y placeres. Este comportamiento provocó la ira de su primo, el rey Alfonso XIII.

En 1924, el rey de España le quitó a Luis Fernando el título de infante. La razón de esto fue que el príncipe había sido expulsado de Francia por estar envuelto en un asunto de tráfico de sustancias prohibidas. En esos años, Alfonso XIII declaró que su primo no merecía ostentar ese título.

«Se le retira el título de infante en atención a la conducta que viene observando que no permite conserve con dignidad los honores de que ha sido investido y las mercedes que por mí le han sido otorgadas».

Tiempo después surgiría la verdadera razón de la retirada del título de infante. En una de las orgías gays que Luis Fernando había organizado, murió un marinero. Asimismo, el príncipe frecuentaba casas con trabajadores sexuales y en París le llamaban ‘el príncipe de los maricas’. Estos hechos habían provocado la ira del rey.

No obstante, ante la pérdida de su título, Luis Fernando no se quedó callado y le contestó al rey de la única manera que él conocía.

«Me retiras lo único que no puedes ordenar, pues nuestros títulos son inherentes a nuestras personas. He nacido y moriré infante de España, como tú has nacido y morirás rey de España, mucho tiempo después de que tus súbditos te den la patada en el culo que te mereces».

El final del príncipe
A la edad de 41 años, Luis Fernando se casó en Londres con la princesa Marie Constance Charlotte Say, 31 años mayor que él. Este matrimonio fue por mero interés, pues la princesa tenía una gran fortuna. El príncipe se terminó el dinero de su esposa y la abandonó para regresar a Francia.

Finalmente, Luis Fernando de Orleans y Borbón falleció en 1945 después de sufrir una operación de castración para combatir el cáncer de testículos que sufría. Él fue sepultado en la iglesia del Corazón de María, en la Rue de la Pompe, en París, y a su funeral no acudió nadie de su familia.

Deja un comentario